miércoles, 8 febrero 2023
ActualidadMunicipiosPortada

Los regantes se echan a la calle frente al Palacio de la Generalitat por el futuro del trasvase

Critican el "fanatismo" de la ministra Teresa Ribera y, por su parte, el president de la Generalitat, Ximo Puig, expone que las guerras del agua no llevan a nada

Los miembros del Círculo del Agua, entidad formada por las mesas del Agua de la Región de Murcia, Almería y Alicante, se han concentrado ante el Palacio de la Generalitat Valenciana para pedirle al president Ximo Puig, que se ha reunido con ellos, que les ayude a frenar la subida del caudal ecológico del Tajo que plantea el Gobierno.

El presidente del Sindicato Central de Regantes del Acueducto Tajo – Segura, Lucas Gimenez, ha asegurado al término del encuentro con Puig que en España «no hay planificación hidrológica, sino planificación política» y ha señalado como principal responsable del recorte del trasvase a la ministra de Transición Ecológica, Teresa Ribera. Le ha acusado de «fanática» y ha instado al sector a movilizarse en Madrid el próximo 11 de enero: «Tenemos que estar en Madrid sin titubeos, ya sabemos dónde está la cabeza que dirige esta barbaridad contra nuestras poblaciones y hay que ir contra esa cabeza que habita en Nuevos Ministerios y se llama Teresa Ribera».

El presidente del sindicato de regantes insta a manifestarse en Madrid contra el recorte en el trasvase: «Ya sabemos dónde está la cabeza que dirige esta barbaridad y hay que ir contra esa cabeza».

«Lo razonable es el acuerdo al que se llegó en el Consejo Nacional del Agua», según Puig

Por su parte, el president Puig ha señalado que «las guerras del agua no producen nada positivo». El jefe del Consell reclama que se cumpla con lo acordado en el Consejo Nacional del Agua de noviembre: «Lo razonable es el acuerdo al que se llegó en el Consejo Nacional del Agua. Si alguien quiere cambiarlo, tendrá que dar razones potentes»

La Generalitat argumenta que se firmó ligar la calidad del agua a la cantidad porque en el proyecto de Real Decreto se introdujo un mecanismo para que se revisara cada año el estado de las aguas y, si era el adecuado, no se aumentara el caudal ecológico y, por tanto, llegase más agua. Según los regantes, hay cerca de 15.000 puestos de trabajo en juego.

- Publicidad -

Noticias relacionadas

Adiós a la «Casa de Cristal» de la Oficina de Turismo de Orihuela

Octavio Asencio

El Tribunal Supremo deniega la prórroga a viviendas de playa Babilonia en Guardamar de Segura

Octavio Asencio

Cox ejecuta y mejora sus infraestructuras hidráulicas gracias a la inversión de Diputación

Elisa Gil

Dejar un comentario

* ONDA COSTA SL y RADIO ORIHUELA SLU como corresponsables del tratamiento de sus datos con la finalidad de gestionar sus comentarios en los reportajes/noticias o responder a su consulta, estando legitimados por su consentimiento expreso. Tiene derecho a Acceso, rectificación, supresión, oposición y limitación de los datos y otros derechos. Para más información visita nuestra Política de Privacidad

Este sitio usa cookies propias y de terceros para facilitar la navegación, obtener información de estadísticas, finalidad comportamental y de publicidad así como compartir nuestro contenido en redes sociales. Necesitamos su consentimiento para instalar nuestras cookies, en su caso puede revocar el mismo o cambiar de preferencias. Para más información sobre las cookies que utilizamos, lea nuestra Política de Cookies Acepto Más configuración

Política de Cookies