sábado, 26 septiembre 2020
"Lávese las manos", artículo de opinión de Begoña Cuartero, Secretaria General del PP Orihuela 6
Orihuela Actualidad Política

«Lávese las manos», artículo de opinión de Begoña Cuartero, Secretaria General del PP Orihuela

A continuación pueden leer el artículo de opinión de Begoña Cuartero Alonso, Secretaria General Local PP Orihuela Ex-­‐Concejal de Educación, con motivo de la controvertida `vuelta al cole´:

LÁVESE LAS MANOS 

Sólo queda una semana para abrir las puertas de los centros educativos, y toda la comunidad educativa del país espera con incertidumbre conocer las medidas que el gobierno aplicará para mantenernos a todos a salvo durante este nuevo curso en el que una pandemia nos amenaza. Sin embargo, dichas medidas no han sido establecidas a día de hoy. Lo único que nuestra ministra de educación, Isabel Celaá, aseguró a finales de julio es que las escuelas tienen que estar abiertas; que el concepto general será presencial -­‐ priorizando la educación infantil y primaria -­‐ y que confía en las responsabilidad de las comunidades autónomas. Y eso fue todo. Un acto vacío de contenido o quizás el contenido no es el que esperábamos. Porque si lo pensamos bien, lo que nuestra Ministra de Educación está haciendo se parece mucho a eso que otro político de antaño hizo cuando delante de la multitud se lavó la manos y dijo: “no soy responsable de esta sangre”… Pilatos no tenía una pandemia con la que lidiar.

La máxima responsable de educación determina con su forma de actuar el destino de toda la comunidad educativa del país y aunque lo derive a las comunidades autónomas, la responsabilidad sigue recayendo sobre ella. Han pasado cinco meses desde que la pandemia forzó la interrupción del curso anterior. Tiempo suficiente para que el Gobierno hubiese creado un marco seguro para la viabilidad del inicio del nuevo curso. Pero no, el Gobierno se abstiene.

Lo que sí son datos seguros es que España, a día de hoy, es el país de Europa con más rebrotes, y que el virus sigue en alza. Reabrir las escuelas en aquellos países donde la transmisión del coronavirus aún se alta “sólo empeorará la situación”, advirtió el director de emergencias sanitarias de la Organización Mundial de la Salud (OMS). Y con ese vaticinio, lo que todos nos preguntamos es: ¿hay preparadas medidas efectivas de reacción en caso de positivos en las aulas? ¿estarán la familias a salvo al dejar a sus hijos/as en la puerta de los colegios? La autoridades no se pronuncian.

Tenemos ya referentes de otros países como Alemania que apenas en una semana de comienzo de curso cerraban dos centros educativos por infección de alumnos o personal docente

Concretamente Berlín, que en solo dos semanas de clase unos cuarenta centros educativos han presentado datos de coronavirus entre el profesorado y el alumnado, con treinta y siete escuelas que se encuentran en cuarentena. En Noruega, también tuvieron que cerrar un colegio en Oslo por contagio de un profesor apenas comenzado el curso. Mirando a la Comunidad Valenciana debemos preguntarnos si la conselleria se ha armado de recurso humanos suficientes, es decir, de profesores/as para todas las sustituciones que se prevén durante este próximo curso. Si por una gripe común se aconseja quedarse en casa para no contagiar a los compañeros y alumnado, ahora cuando presenten en casa cualquier sintomatología (tos, fiebre, dificultad al respirar, etc.) que pudiera estar asociada con el Covid-­‐19, no se deberá acudir al centro educativo hasta que el profesional sanitario de referencia confirme la ausencia de riesgo para la propia persona y el resto del alumnado (Plan Contingencia GVA).

Permítanme que les describa ahora, brevemente, algunas de las irrisorias medidas que este gobierno nos presenta para lidiar con la pandemia. Pero recuerden que ahora hablamos del gobierno autonómico, porque el nacional se lavó las manos en el anterior episodio y pasó la patata caliente. Ahora, entran en escena Ximo Puig y Vicent Marzà. Lo primero que se decide es descargar responsabilidades a los equipos directivos y claustro de profesores para que realicen el “Plan de contingencia de cada centro”. Y las familias tendrán que firmar una “Declaración responsable” para garantizar su compromiso con el cumplimiento de las normas del protocolo del centro, y comprometerse así a controlar diariamente el estado de salud de sus hijos/as antes de acudir al centro. La patata caliente vuelve a pasar de mano, ahora recae en lo colegios y familias.

Por otro lado en caso de supuesto positivo de un alumno/a “se actuará como en cualquier otro ámbito laboral, se aislará al alumno en una habitación preparada y se avisará a sanidad” contesta el secretario autonómico de educación. Creo que Miguel Soler se olvida de que los alumnos no son trabajadores. Será, obviamente, un docente quien acompañe al alumno/a, a ese espacio separado y de uso individual (llamado “espacio  Covid-­‐19”),  y  será  el  docente  quien  tendrá  que  ponerle  una  mascarilla  al niño/a si es mayor de 6 años y, por supuesto, el docente nunca va a dejar solo a ese alumno/a. Los docentes van a estar en riesgo a diario, al igual que todo el alumnado en los centros educativos.

Para el conseller, Vicent Marzà, no debe existir mucho riesgo ya que decidió que no  era obligatorio el uso de la mascarilla para todos los grupos. No ha previsto realizar pruebas PCR al profesorado para que haya un control, cuando en otras comunidades autónomas ya han empezado a tomar medidas. Y no ha planificado la incorporación mínima de personal sanitario (ahora más que nunca) en los centros educativos. Sin embargo, Vicent Marzà nos vende “la vuelta a la escuela en septiembre, segura, saludable y sostenible”. ¿Le parece a ustedes esto una planificación profunda y rigurosa para ofrecer un entorno escolar seguro?

Lo peor es la desinformación e inseguridad que las familias sienten debido a su preocupación por el riesgo de la salud de sus hijos/as y la necesaria conciliación familiar y laboral.

El ministerio confía en las comunidades autónomas, el conseller confía en la responsabilidad de cada centro, y los profesores asumirán responsabilidades de ambos, junto con las familias, ya que no existen garantías sanitarias a día de hoy.

El principio de curso está aquí. Los políticos que nos gobiernan temen tomar decisiones, nadie toma responsabilidad de ningún tipo, y la improvisación se hace con el escenario. La comunidad educativa necesita un plan seguro.

La situación no pinta nada bien. Pero no son ustedes los únicos desinformados. Simplemente no hay un plan trazado. Y las pocas líneas escritas por las autoridades reflejan inoperancia e incompetencia.

Si quieren mi consejo, lo mejor que pueden hacer es lavarse las manos. Pero no metafóricamente. Eso lo hace Isabel Celaá. Lo digo literalmente: sigamos todos lavándonos las manos y usando mascarillas. No esperen que el gobierno les de una solución. Y no nos olvidemos que lo que está en juego, por encima de la educación de sus hijos/as, es la salud.

Begoña Cuartero Alonso

Secretaria General Local PP Orihuela Ex-­‐Concejal de Educación

Noticias relacionadas

Un hombre roba un turismo en Orihuela Costa

Zaira González

Orihuela contrata a 64 jóvenes a través de dos subvenciones del SERVEF

vegabajadigital

Diputación y Generalitat se unen en la búsqueda de Fondos Europeos

Alfonso Herrero

Dejar un comentario

* ONDA COSTA SL y RADIO ORIHUELA SLU como corresponsables del tratamiento de sus datos con la finalidad de gestionar sus comentarios en los reportajes/noticias o responder a su consulta, estando legitimados por su consentimiento expreso. Tiene derecho a Acceso, rectificación, supresión, oposición y limitación de los datos y otros derechos. Para más información visita nuestra Política de Privacidad

Este sitio usa cookies propias y de terceros para facilitar la navegación, obtener información de estadísticas, finalidad comportamental y de publicidad así como compartir nuestro contenido en redes sociales. Necesitamos su consentimiento para instalar nuestras cookies, en su caso puede revocar el mismo o cambiar de preferencias. Para más información sobre las cookies que utilizamos, lea nuestra Política de Cookies Acepto Más configuración

Política de Cookies